lunes, 22 de agosto de 2011

No dormir antes de la vuelta al trabajo después de unos días de veraneo es normal...es como recordar cada noche de domingo en plena temporada por la vuelta al trabajo cada lunes. Es como si mi mente se autoregulara y reviviera situaciones parecidas de tiempos pasados. Música relajante, buena temperatura...pero nada...todo sigue igual. No puedo dormir e intento "despistar" a mi mente con pensamientos agradables. Nada. ¿Solución?..esperar a ver quién gana en la batalla por el descanso... y así fue...ganó el cuerpo pero a costa de dormir un par de horas. Esto cambiará en un par de días cuando vuelva a lo habitual...a levantarme, cada mañana, de noche...sea verano o invierno. Parece fácil y que después de 5 años haciendolo te acostumbras....pero no...no es así.

YaTeDiGo